Saltar al contenido

Cómo fotografiar animales en zoológicos

Fotografiar animales en los zoológicos es una forma muy sencilla de iniciarnos en la fotografía de fauna, pero hay que ser honestos, y no pretender hacer pasar fotos hechas en zoológicos por fotos sacadas en la naturaleza.

Los zoos son buenos lugares para hacer fotos de fauna exótica que de otro modo no estaría a nuestro alcance

Los animales están acostumbrados a la presencia humana, por lo cual normalmente nos ignorarán. Y dada la cercanía de los animales y su, en muchas ocasiones, gran tamaño, no será necesario disponer de potentes teleobjetivos. Además encontraremos especies exóticas muy atractivas e incluso autóctonas que serían muy difíciles de ver en su hábitat natural.

Primer plano del rostro de un león fotografiado en un zoológico
Canon 5D; 300mm; f/5,6; 1/400s. Los zoológicos ofrecen magníficas oportunidades para lograr primeros planos como éste.

Cómo hacer que las fotos sacadas en zoológicos sean más bonitas

Pero no todo son ventajas. Con frecuencia el entorno de los animales tiene un aspecto artificial que, casi siempre, preferiríamos que no apareciera en nuestras fotos. Existen varias formas de intentar solucionar esto. Centrarnos en los primeros planos del rostro o de otra parte del sujeto es una buena opción. Por otra parte, si el animal está alejado del fondo, el empleo de teleobjetivos ayuda a desenfocar los fondos no deseados, especialmente si disponen de grandes aberturas de diafragma. Otra Alternativa es tener paciencia y esperar o volver de vez en cuando a ver si el animal se ha movido a otro lugar del recinto más apropiado para nuestros fines.

Un faisán fotografiado a través de la rejilla de su jaula
Canon 350D; 190mm; f/5,6; 1/125s. Una rejilla metálica nos separaba de este exótico faisán. Acercándonos lo más posible a ella conseguimos que apareciera casi totalmente desenfocada.

Otro aspecto negativo con el que nos podemos encontrar es la existencia de rejillas y cristales que separan a las personas de algunos animales. Aunque cada vez con más frecuencia se sustituyen por fosos, siguen siendo imprescindibles en las jaulas pequeñas. Respecto a las rejillas la mejor forma de lidiar con ellas es acercarnos lo más posible y emplear la abertura de diafragma más grande que podamos.  Así conseguiremos que aparezcan difuminadas y poco visibles.

En los zoologicos se pueden fotografiar animales exoticos como esta serpiente
Canon 350D; 49mm; f/5,6; 1/30s. Los reptilarios no suelen estar muy iluminados. Para retratar esta boa a través del cristal de su recinto tuvimos que ajustar la sensibilidad de la cámara a 1600 ISO y calibrar la temperatura de color manualmente durante el postproceso para lograr un color natural.

El mayor problema que presentan los cristales son los reflejos de las luces de los locales y la suciedad interior. No tenemos mucho margen de maniobra. Acercaremos el objetivo lo más posible al cristal (siempre que esté permitido) para eliminar las luces, nuestro reflejo y que la suciedad y las rayas desaparezca debido al desenfoque. También podemos probar con un filtro polarizador para eliminar reflejos, pero perderemos luz, que en estos lugares no suele ser muy abundante para sacar fotos. En muchas ocasiones tendremos que disparar con ajustes en torno a 1600 ISO o más.

Como fotografiar animales en zoologicos
Canon S5 IS; 65,4mm; f/3,5; 1/1250s. No siempre hay que limitarse a los primeros planos para obtener una imagen de aspecto natural. En este caso, al colocarse el suricato en un punto elevado, el fondo de la imagen lo forman el cielo y el follaje desenfocado de los árboles.

Las fotos realizadas en recintos interiores, como por ejemplo en reptilarios, también pueden requerir de un ajuste de blancos para lograr un color natural. La temperatura de la luz del local puede no ser la misma que ilumina el recinto de los animales, por lo que un ajuste manual con ayuda de una carta blanca o gris no siempre es fiable. En este caso recurriremos a disparar en formato RAW y corregir la temperatura de color durante el postproceso.

Como hacer fotos de animales en zoológicos
Canon 700D; 500mm; f/8; 1/500s. Quizá el mejor lugar de España para fotografiar fauna en recintos cerrados sea el parque de Cabárceno, en Cantabria. Los recintos de los animales, como el de este rinoceronte, se han creado aprovechando el paisaje kárstico, por lo cual lograr fondos naturales es muy sencillo. La mayoría de los recintos son muy grandes, así que es mejor que llevemos nuestro teleobjetivo más potente.

Cuando es el mejor momento para hacer fotografías a los animales de los zoos

Respecto al mejor momento para fotografiar a los animales, la mejor luz la obtendremos a primeras horas de la mañana y a las últimas de la tarde. Durante el mediodía la luz es muy dura y provoca contrastes excesivos. Por otra parte, los animales se suelen mostrar más activos a primera hora de la mañana y cuando les dan de comer.

Niños en un zoologico
Canon S5 IS; 6mm; f/3,5; 1/10s. Un último consejo: aunque nuestra intención sea fotografiar animales, no nos fijemos sólo es estos.

¿Qué cámara y objetivos usar para fotografiar animales en zoológicos?

Respecto al equipo fotográfico, no es necesario que sea muy complejo. Una cámara compacta con un tele de, como mínimo, 200 ó 300mm puede ser suficiente. No obstante una cámara réflex nos permitirá un mayor desenfoque del fondo y mejores resultados en recintos interiores con luz escasa. En este caso, también, un teleobjetivo o un zoom de 200 ó 300mm en formato completo o sus equivalentes en APS-C y Cuatro Tercios puede ser suficiente; si bien, en todos los casos teleobjetivos más largos nos proporcionarán más posibilidades.